Cómo convertirse en dependiente/a
Por: Jean-Paul Diaz-Caneja
Tiempo de lectura: 2 min

El dependiente es una de las figuras más importantes en cualquier establecimiento comercial. Se encarga de atender a los clientes y prestarles asesoramiento sobre cualquier tipo de duda que les surja durante el proceso de decisión de compra. Lo cierto es que sin su ayuda, en muchos casos las compras serían imposibles.

¿Qué hacen los dependientes?

Las funciones de los dependientes en un determinado establecimiento comercial son las siguientes.

  • Acoger a los clientes a su llegada al establecimiento.
  • Atender a los clientes en todos los asuntos relacionados con la compra, tratando de identificar cuáles son sus necesidades en función de la oferta existente.
  • Efectuar la venta, y proceder al cobro.
  • Preparar de manera adecuada los productos solicitados por los clientes.
  • Resolver todas las reclamaciones y dudas por parte de los clientes hacia el establecimiento, o hacia sus productos y/o servicios.
  • Para mantener el stock, estar al día de las necesidades de aprovisionamiento en almacén en función de las ventas realizadas.
  • Servir de apoyo en las tareas de aprovisionamiento de nuevos productos.
  • Supervisar la llegada y entrada de mercancía, comprobando que se ajusta a lo solicitado.
  • Mantener actualizada toda la información sobre precios y descuentos para orientar a los clientes durante el proceso de compra.

¿Qué cualidades deben tener los dependientes?

Las competencias deseadas que deben tener los dependientes son varias. En primer lugar vocación de servicio con el principal objetivo de ayudar a los clientes en todo lo que necesiten.

Por supuesto, los dependientes deben ser personas empáticas, capaces de entender y comprender a cada uno de los clientes. Es el único modo de detectar cuáles son sus necesidades y poder ofrecerles un gran servicio de calidad.

La flexibilidad y capacidad de adaptación es otro requisito recomendable en las dependientas. Deben ser capaces de adaptarse a las diferentes situaciones que se presenten ya que cada cliente es diferente.

¿Qué titulación tienen?

Los dependiente/as de comercio tienen por lo general un ciclo formativo de grado medio en comercio. Además, enriquecen su CV con cursos que les permiten especializarse en determinados ámbitos relativos a su empleo: decoración de escaparates, gestión del cobro, gestión del inventario… otros pueden tener titulaciones universitarias para empezar como dependientas y acabar como gestores de equipo, de tienda y de departamento.